Etapa 9: Nájera – Santo Domingo de la Calzada

Perfil de la Etapa 9.
Itinerario de la etapa 9.

martes, 26 de julio de 2016

La que sin duda es la etapa más atractiva del Camino en La Rioja me ha ofrecido hoy una jornada sin apenas asfalto. Y la posibilidad de sumergirme en otro de los lugares míticos de la ruta jacobea: Santo Domingo de la Calzada. El pueblo debe su nombre y existencia, a partes iguales, a esta ruta. Y a uno de sus mayores benefactores, santo Domingo, y me espera al final de cuatro horas y media de caminata (sin contar las paradas). La senda atraviesa un par de poblaciones: la acogedera Azofra y Cirueña. La segunda afeada por una urbanización fantasma y un campo de golf. Lo que desentonan con el paisaje circundante de cereal, que ya en las proximidades de Castilla roba todas las hectáreas a la vid. Menos mal que las nubes me acompañaron todo el trayecto, porque con la que está cayendo en el resto de España…

Viñedos en la etapa 9.
Nubes oscuras a lo lejos en la etapa 9.
Paisaje castellano en la etapa 9.

Este día también tiene de especial que traspasé la barrera de los 200 kilómetros andando. Algo que cuando inicié el Camino allá por los Pirineos, me parecía increíblemente lejísimos. Por eso dejo aquí una imagen para el recuerdo.

En esta etapa 9 cumplo los doscientos kilómetros a pie.

El Camino pasa Cirueña de refilón por la calle Barrio Bajero. A la salida nos encontramos con un breve tramo de carretera que lleva hasta otra pista agraria. Tras una suave ondulación se descubre Santo Domingo de la Calzada. Donde como un faro vigía despunta la torre barroca de la catedral. El prólogo a Santo Domingo son varios almacenes y naves. Después seguimos junto a la carretera de acceso que conduce hasta las calles 12 de mayo y Mayor. Allí está el ambicioso albergue de peregrinos.

Es famoso el milagro del gallo y la gallina. Según el cual se dice que Domingo García demostró la inocencia de un peregrino acusado erróneamente de muerte al hacer volar una gallina que estaba asada en el plato. En recuerdo del estos hechos, en la catedral calceatense hay siempre un gallo y una gallina vivos. Extendiéndose el dicho de «En Santo Domingo de la Calzada, donde cantó la gallina después de asada».

Decir que hoy pernocto en el Hotel El Corregidor, con un coste de 39€ sin el desayuno. Céntrico y bien situado. Para salir mañana bien pronto en dirección a Belorado. A continuación os dejo los enlaces de los distintos albergues que hay en esta localidad:

Y para terminar, la peli con algunas imágenes de esta preciosa etapa y de la localidad a la que llego, la última ya con un poquito de enjundia en esta tierra riojana. Si pinchas en Santo Domingo de la Calzada te llevará a la historia de esta villa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.